Los siete puntos que explican el Tour de Francia 2018

Geraint Thomas respaldado por el equipo Sky en el recorrido por París (Foto: LeTour).Foto: LeTour
  • A diferencia de sus rivales, Thomas no sufrió ningún sobresalto en los momentos claves de la carrera.
  • El equipo Movistar no pudo sobreponerse a una mala primera semana.

Geraint Thomas fue la gran sorpresa del Tour de Francia, manteniendo la corona de la ronda en manos de Sky. Su compañero y gran favorito del torneo, Chris Froome, terminó en tercer lugar, por detrás del holandés de Sunweb Tom Dumoulin.

1 – SKY, DOS LÍDERES

El equipo Sky acudió al Tour 2018 con dos líderes, el galés Geraint Thomas y el británico Chris Froome, con los que logró el maillot amarillo y la tercera plaza del podio, y con ellos confirmó su supremacía en la carrera gala donde ha conseguido imponerse en seis de sus siete últimas ediciones.

Thomas preparó el Tour a conciencia y en previsión de que Froome pudiese ser vetado por la organización por su problema con el salbutamol en la Vuelta a España 2017, que ganó. A punto estuvo de ocurrir solo una semana antes del comienzo.

2 – SIN CONTRATIEMPOS PARA THOMAS

La importancia de no padecer ningún contratiempo importante en 21 días de competición la ha confirmado Geraint Thomas, al que no se ha visto envuelto en ninguna circunstancia adversa que sea remarcable, frente a los problemas sufridos por otros muchos, entre ellos sus dos acompañantes en el podio.

Froome, que pretendía sumar su quinto maillot amarillo, se dio un tremendo batacazo en la primera etapa que le hizo perder 53 segundos con su compañero.

El holandés Tom Dumoulin (Sunweb) el día del Muro de Bretagne se vio perjudicado por un pinchazo en el momento más comprometido que le hizo perder 70 segundos y el líder le ha aventajado en 111 segundos.

3 – ABANDONO DE NIBALI

El italiano Vincenzo Nibali (Bahrain Merida), único ganador del Tour en activo junto al británico Froome antes del comienzo, abandonó en Alpe d’Huez con la décima vértebra fracturada cuando todavía no se había dejado ver.

Del «Tiburón», un hombre que no se da por vencido en ningún momento y siempre guarda alguna carta con la que sorprender, se esperaba que diese mucho juego tras haber renunciado a participar en el Giro de Italia para poder llegar al Tour en un momento de forma óptimo.

4 – MAL COMIENZO PARA MOVISTAR

El equipo Movistar llegó convencido de estar en condiciones de optar al maillot amarillo final de París y el único gran obstáculo que veía por delante era superar con el menor daño posible la tensión de las nueve primeras etapas, con sus habituales esprines masivos, la contrarreloj por equipos y la temida mini Roubaix del noveno día.

En los escenarios principales, los cálculos les cuadraron al equipo, pero fue en los secundarios no. El colombiano y el español llegaron tocados a su terreno, las etapas de alta montaña, y no dispusieron de los recursos que esperaban para llevar al límite al Sky.

5 – LOS 65 KMS DE COL DU PORTER

El experimento de la etapa de alta montaña más corta en más de 30 años del Tour decepcionó en su concepción de comenzarla al estilo de las competiciones del motor, pero mostró a su favor que en sus dos horas y media de duración a los ciclistas no les quedó ni un gramo de fuerza en la reserva.

6 – TOURMALET

La última etapa de alta montaña, con los grandes clásicos puertos del Pirineo y un recorrido que sobrepasaba por poco los 200 kilómetros, provocó un ataque desde lejos de Ilnur Zakarin (Katusha Alpecin) y Mikel Landa (Movistar) que sirvió para que todos y cada uno de los aspirantes defendiesen hasta el límite de sus fuerzas sus posiciones. El resultado, una etapa que rozó la épica aunque finalmente apenas provocó cambios.

7 – EL PAVÉ DE ROUBAIX

Una etapa con 21,7 kilómetros de pavé era algo prácticamente inédito en los últimos 30 años del Tour que levantó muchas críticas entre los aspirantes al amarillo, pero también dejó claro que dada la igualdad en la que se mueven las etapas de alta montaña, un terreno solo apto para especialistas y poco habitual como el adoquín eleva el nivel de tensión e invita a buscar la sorpresa, aunque apenas se produjeron

Deja un comentario