Alaphilippe sorprende a los sprinters en la sexta etapa de la Tirreno-Adriático

Foto: Getty Images
  • Adam Yates defenderá en la contrarreloj de mañana el maillot azul.

Julian Alaphilippe (Deceuninck-Quick Step) se impuso en la sexta etapa de la Tirreno-Adriático después de sorprender a los sprinters que esperaban llevarse la victoria. El francés logró su segundo triunfo en la carrera después del que consiguió en la segunda jornada. Al equipo belga le salió bien la estrategia y consiguió sorprender a todo el mundo con el sprint del francés. Los italianos Davide Cimolai (Israel Cycling Academy) y Elia Viviani – compañero de Alaphilippe- acabaron segundo y tercero respectivamente. Adam Yates (Mitchelton Scott) mantiene la diferencias en la general.

La penúltima etapa de la Tirreno-Adriático era una etapa larga, de 195 kilómetros, entre Matelica y Jesi. Un día propicio para la victoria de un sprinter. Siete ciclistas se colaron en la escapada, entre ellos el español José Joaquín Rojas (Movistar). Precisamente éste fue uno de los últimos en dejarse coger por el pelotón. Davide Ballerini (Astana) lo intentó un poco más pero sin premio y a falta de menos de 5 kilómetros se acabó su aventura.

El Deceuninck tirando del grupo buscando entrar bien en el último kilómetro para colocar bien a Viviani. Pero los belgas sorprendieron y Richeze lanzó el sprint a Alaphilippe con Viviani entrando en solitario por el lado izquierdo mientras el francés iba por el centro con unos metros de ventaja suficientes para acabar dándole una nueva victoria. La sexta victoria de Alaphilippe esta temporada. Mañana en la contrarreloj de 10 kilómetros Yates tendrá que defender 25 segundos con Roglic para llevarse la clasificación general.

ALAPHILIPPE LO DECIDIÓ CON VIVIANI

Alaphilippe dijo al acabar la etapa que “no soy un velocista, pero sé que puedo correr bien en un día difícil como este”. La decisión de sprintar la decidió a falta de una vuelta tras consultarlo con Elia Viviani: “A falta de una vuelta, Elia Viviani me preguntó si quería ir al sprint. Le dije que sería su último hombre en salir. Max Richeze tiró fuerte y yo sólo tiré hasta el final. Estoy realmente feliz con esta increíble victoria”.

Por su parte, el líder Adam Yates dijo que la contrarreloj “no me conviene porque el tiempo no es lo suficientemente grande”. Sobre la victoria del francés, Yates dijo que “sabemos que Alaphilippe puede ganar en una carrera como esta”.

Deja un comentario