El Tour de Francia de 2019, uno de los más montañosos de la historia

Presentation du parcours du Tour de France 2019 - 25/10/2018 : Christian PrudhommeFoto: ASO / Tour de Francia,
  • Los Alpes y los Pirineos tendrán tres finales en alto casi consecutivos.
  • La última semana de carrera incluye cinco etapas de montaña con tres finales en alto.
  • Habrá solo dos etapas contrarreloj de 27 kms, una individual y otra por equipos.

Hoy se ha presentado en París el recorrido del Tour de Francia 2019 que destaca por contar con uno de los recorridos más montañosos de la historia de la ronda gala. La 106º edición de la vuelta por etapas más prestigiosa del mundo, anunció un recorrido donde no faltará el espectáculo y en el que los participantes deberán ascender 30 puertos de montaña, con ocho etapas de montaña y de ellas cinco con final en alto: La Planche des Belles Filles, Tourmalet, Prat d´Albis, Tignes y Val Thoren.

La presentación contó como cada año con la presencia de algunos de los grandes iconos del ciclismo mundial como los pentacampeones: Miguel Induráin, Bernard Hinault y el belga Eddy Merckx, que será homenajeado en el 50 aniversario de su primera victoria en el Tour con una salida desde Bruselas. Junto a ellos caras ilustres del panorama ciclista como Geraint Thomas, Mark Cavendish, Thibaut Pinot, Chris Froome, Julian Alaphilippe o Primoz Roglic.

El recorrido de la carrera destaca por ser una edición con ocho etapas de montaña y tan solo dos etapas cronometradas de 27 kilómetros, una individual y otra por equipos además del prólogo, algo novedoso, de tan sólo 1,5 kilómetros, eso si, todo de subida. En total los ciclistas harán 3.460 kilómetros con inicio  en la capital belga el 6 de julio de 2019 para dar pie a una batalla entre los velocistas tras la jornada inaugural. Tras su paso por tierras extranjeras, la carrera pasará por la Champaña donde los sprinters tendrán algunas oportunidades. La llegada a la zona de los Vosgos, desatará la batalla entre los escaladores gracias a la sexta etapa con final en La Planche des Belles Filles.

Sexta etapa Tour Francia 2019. 11 julio. Mulhouse – La Planche des Belles Filles, 157 km . Llegada en alto (7 km al 8,7%).

Tras el primer contacto con la montaña, en la etapa ocho el pelotón se adentra en el macizo central donde destacan las etapas de media montaña con final en Saint-Étienne y Brioude, etapas peligrosas que se disputarán poco antes del primer día de descanso en Albi y donde el pelotón ascenderá un total de seis cotas de montaña. Especialmente dura será la etapa octava entre Mâcon – Saint-Étienne. 

Octava etapa Tour Francia 2019. 13 julio: Macon – Saint-Étienne, 199 km. Media montaña.

Tras la jornada de descanso, los ciclistas pondrán rumbo a los Pirineos con una primera etapa sinuosa con final en Toulouse, preludio de cuatro días llenos de tensión y esfuerzo en el que los corredores deberán enfrentarse a tres etapas de montaña y a la única contrarreloj individual que se disputará. Será en la localidad de Pau, entre medias de dos etapas de alta montaña. La primera etapa pirenaica entre Toulouse y Bagneres de Bigorre tendrá un final complicado con el ascenso a dos grandes puertos: Peyresourde (13,2 km al 7%) y Hourquette d´Ancizan (9,9 km al 7,5%), tras coronarlo los ciclistas tendrán una bajada constante hasta meta de 30 kms.

Duodécima etapa Tour Francia 2019. 18 julio. Toulouse – Bagnères de Bigorre, 202 km. de montaña.

Al día siguiente, tras un breve desplazamiento, el pelotón tendrá una contrarreloj individual de 27 kilómetros, lo que les permitirá a los favoritos descansar con miras a la siguiente etapa del Tour de Francia, donde a los corredores les espera la etapa reina de los Pirineos, de 117 kilómetros, en donde tendrán que hacer frente con dos puertos de mucha envergadura: el Col de el Soulor (11,9 km al 7,8%) y tras un descenso prolongado tendrán el final de etapa con la ascensión al mítico Col del Tourmalet, 19 km al 7,4%.

Décimo cuarta etapa Tour Francia 2019. 20 julio: Tarbes – Tourmalet, 117 km. Llegada en alto.

 

Pero no acabará aquí la montaña de los Pirineos, los supervivientes harán frente a la tercera gran jornada pirenaica de la ronda gala con una etapa de 185 kilómetros entre las localidades de Limoux y Foix.  Los aficionados al ciclismo vivirán otra emocionante etapa con cuatro ascensiones y un desnivel positivo de 4.700 metros. Deberán subir en la primera parte de la etapa el puerto el Col de Montségur (6,8 km al 6%), para tras cuarenta kilómetros de llano empalmar los puertos (39) de Lers (11,4 km 7%) y el Mur de Péguère, de 9,3 km al 7,9%, con un durísimo tramo final con rampas del 16 y el 18% y el final en la inédita ascensión a Prat d´Albis, de 11,8 km al 6,9% de media.

Décimo quinta etapa Tour Francia 2019. 21 julio: Limoux – Prat d’Albis, 185 kms. Llegada en alto.

Tras las tres etapas pirenaicas, el pelotón llegar a la segunda jornada de descansa en la que realizarán su tercer desplazamiento hasta la ciudad de Nimes, donde tras descansar el 22 de julio, les esperarán dos etapas tranquilas con llegada a Nimes y Gap, etapas que aprovecharán para coger fuerzas antes del envite final en los Alpes. El tríptico de los Alpes con las llegadas en Valloire, Tignes y Val Thorens, decidirán el ganador final del Tour de Francia 2019 con dos de las tres llegadas en alto antes de la etapa final en los Campos Elíseos de París.

La primera de las tres jornadas destaca por ser una etapa muy larga, de 207 kilómetros, donde el pelotón deberá ascender tres colosos como son el Col de Vars (9,3 km al 7,5%), el Col de Izoard (14,1 km al 7,3%) y para terminar ascender el Col del Galibier (23 km al 5,1%). Tras coronarlo habrá una bajada de 18 kms. donde se podrían hacer diferencia antes de llegar a la meta en Valloire.

Décima octava etapa Tour Francia. 25 julio. Embrun – Valloire, 207 kms. alta montaña

La segunda etapa será algo más corta, de 123 kilómetros entre Saint-Jean de Maurienne y Tignes. Durante la misma, los corredores deberán subir tres puertos de montaña: el Montée d´Aussois (6,5 km al 6,2%), Col de l´Iseran por la vertinte sur (12,9 km al 7,5%) y Montée de Tignes (final de etapa), ascensión final de 7,4 km al 7%. Es a priori la etapa menos dura del tríptico de los Alpes.

Décima novena etapa del Tour Francia 2019. 26 julio: Saint-Jean-de-Maurienne – Tignes, 123. Alta Montaña.

Punto y final en la etapa 20 del Tour de Francia 2019, con otra etapa corta de 131 kilómetros entre Albertville y Val Thorens, que incluye el tercer final de alta montaña superando los 2.000 metros de desnivel, algo insólito en la ronda francesa. Ya de salida el pelotón se encontrará con el puerto de Roselend (19,9 km al 6%), tras descenderlo subirán el puerto más sencillo de la etapa, el Cóte de Longefoy (6,6 km al 6,5%) y como broche final de carrera una terrible ascensión de más de 30 kilómetros de longitud a la estación de esquí de Val Thorens, la que posee mayor latitud en toda Europa, un broche de 33,4 km al 5,5% de media. La etapa posee  un desnivel positivo de 4.450 metros.

Vigésima etapa Tour Francia 2019. 27 julio. Albertville – Val Thorens, 131 kms. Alta Montaña.

Deja un comentario